Una joven maestra en su primera semana de clases..

Hola esto que les compartiré me ocurrió en mi primer año de carrera, les comento rápido yo estudio la carrera en educación me encanta, ahora me encuentro a la mitad de mi carrera.

Antes que nada los invito a leer mis anteriores relatos, hay podrán conocer un poco más de como soy y de mis gustos.

Bueno durante ese año se acercaba mi primer mes de prácticas en una escuela y yo estaba emocionada y tal vez un poco nerviosa porque sería mi primera vez con un grupo escolar.

Durante la semana anterior a mis practicas platicaba con mis compañeros(a) sobre cómo se sentían, que es lo que esperaban encontrar y sobre todo los rumores que corrían de cómo eran los profesores que ya estaban dando clases de planta en una escuela, que algunos no tratan muy bien a los practicantes.

En esas dudas que se me generaban en mi cabeza le pregunte a una amiga que va un poco más avanza que yo, que como fueron sus primeras prácticas que tal le fue, etc.

Ella- bueno Cindy las cosas pueden ser tranquilas depende mucho de la escuela que te asignen.

Yo- oye pero dime, es cierto que los profesores pueden ser muy pesados??

Ella- ammm si y no, pero también toma en cuenta a los padres de los estudiantes algunos se pueden sobrepasar en ciertas cosas o también los directivos.

Yo- a que te refieres con eso no entiendo muy bien (en eso noto que me evita un poco la mirada) pero bueno gracias por ayudarme amiga.

Ella- no te preocupes tanto, solo trata de pasártela bien.

**Lunes por la mañana**

Ese día todo comenzó muy bien me preparaba para dirigirme hacia la escuela donde impartiría clases por primera vez el uniforme que se nos pide , es casi el mismo que llevo a la universidad una camisa blanca ,falda azul marino y calzado negro y por encima de la camisa un chalequillo azul marino.

Ya tenía todo listo la papelería que ocuparía, mis útiles en si trate de ir lo más preparada posible y con la mayor disposición.

Me asignaron una escuela que se encontraba un poco retirada de mi casa y de la universidad también, pero eso era lo que menos me importaba en ese momento, al llegar me dirigí a la dirección en eso me recibió la secretaria le entregue mi papelería que constaba que voy como practicante y su trato fue muy amable.

Espere alrededor de 10 min hasta que ya me dieron las indicaciones de lo que haría me asignaron con una maestra ya un poco mayor de alrededor de 50 un poco seria pero paciente(en mi mente sentí un alivio porque no estaría con una mujer pesada y enojona) todo era de lo más tranquilo le ayudaba a revisar las tareas de los alumnos, si algo se le ofrecía todo era más como si yo fuera su asistente pero no me molestaba porque me imagine que eso era normal para alguien que va entrando y además yo tenía la mayor disponibilidad ,conseguir tener una buena conexión con la maestra y lo más importante los alumnos , porque a un que son pequeños , si sienten que ellos toman el control te comerán y no pondrán atención.

Durante mi primer día la maestra me pidió que yo diera la explicación sobre un tema me puse un poco nerviosa pero me gusto que me diera esa oportunidad, como en la mayoría de escuelas sin importar el grado siempre habrá un alumno problemático, en este caso era un niño, que no ponía atención molestaba a sus compañeros en si toda una fichita pero al final eso es parte de mi trabajo no dejar ningún alumno por detrás.

Como conseguí una buena relación con la maestra compartimos correos, para comunicarnos y estar actualizadas sobre cualquier tema.

Durante la tarde el jueves preparando mis temas para el viernes y ultimo día de mi primera semana de prácticas, recibo un correo de la maestra diciéndome que el siguiente día no podrá asistir por motivos personales y que me encargaba la clases que yo podría llevarla muy bien, yo estaba nerviosa y emocionada como si fuera mi primer día nuevamente a un que ahora un poco más de nervios por si la clase completa se me salía de control.

Llego el viernes y les explique a los alumnos que yo les daría clases durante todo el día y que estaba para cualquier duda que tuvieran, el día transcurrió de lo más tranquilo, excepto por el niño que igual que los demás días era muy distraído y molesto para sus compañeros, al finalizar el día le dije que se quedara que quería platicar con el preguntarle por qué era así , si no le gustaba mi forma de dar las clases, por lo que entendí era que en su casa le faltaba atención.

En eso decidí esperar a que sus padres fueran por el para platicar un poco tal vez fue una acción arriesgada porque en si solo soy una simple practicante… no pasaron ni 5 min cuando un señor de aproximadamente 40-45 años de edad se acercó de alrededor 1.90 de altura, fornido, la verdad muy imponente de tez morena con una barba cerrada y con cara de pocos amigos confieso que me dio un poco de miedo ,se acerca y le dice a su hijo que por que tarda tanto y en eso entro yo me presento

-Buenas tardes señor mi nombre es Cindy practicante y el día de hoy me encuentro a cargo de la clase, y me gustaría platicar con usted sobre su hijo y su comportamiento en la clase.

En eso el me responde con una voz grave y con una sensación de autoridad.

-En serio eres maestra estas muy hermosa y muy chiquilla, dime lo que me quieras decir para ti soy todo odios.

–Yo le respondo con una sonrisa muchas gracias, (en eso veo que él no me quita la mirada de mi pecho que aun que está muy bien cubierto por el chalequillo se nota muy bien ya que mi talla es 36-C en primer relato comente que era “D” pero fue un error de dedo). Mire señor su hijo es un poco distraído y tiene problemas para concentrarse me gustaría que realizara con él una tarea que no realizo el día de hoy.

En eso el me responde no te preocupes chaparrita hare lo que tú me pidas

En eso yo volteo y voy hacia el escritorio y busco la tarea que harán pero la verdad ya estaba un poco sonrojada por todo lo que decía y aparte su 1.90 me hacía verlo para arriba yo con mi 1.60 ayudada solo un poco por los tacones, al momento de estar buscando las hojas solo escucho que él dice.

–Yo con una maestra así nunca dejaría de hacer la tarea.

Eso solo me puso más nerviosa y en mi voz se notaba, al decirle que atrevido era el noto el nerviosismo en mi voz, no tardo ni un instante y se acercó lo suficiente atrás de mí y puso sus manos sobre mis hombros y me dijo no tengas miedo no te voy hacer nada, a menos que tú me lo pidas, esas palabras solo quebraron mi voz y mi mirada se perdía por completo trataba de ponerme lo más tranquila posible pero me era muy difícil.

Lo siguiente que él hace es tomar mi mano y al mismo tiempo decirme que el ayudara a su hijo con la terea pero yo también tendré que explicarle ciertas cosas a él…

Bueno gracias por tomarse el tiempo de leer esto que me paso  en mi primer año de universidad , decidi dividirlo en varias partes para poder revisarlo mejor y entregarles algo mejor :3 espero sus comentarios y por si a un desean conocer mas de mis aventuras ya tengo unos cauantos relatos listos solo me falta revisarlos pero tambien algo que me gustaria es poder realizar un tipo de «crossover» con sus relatos. BESOS

Hanabi15

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *